Traducir

jueves, 3 de noviembre de 2011

Ya nada será como antes Capítulo 2

Iba con Samu de camino al instituto cuando María se nos acercó. María es una chica de mi curso que siempre está molestando a todo el mundo. Quiere que todo sea suyo. Es guapa, tiene los ojos verdes y es pelirroja, muchos chicos van detrás de ella.
-Hola Samu, ¿quieres salir conmigo?- dijo y se fue.
Miré a Samu seria y recé porque le dijera que no.
-¿Qué le digo?-me preguntó.
-Haz lo que quieras-dije cruzándome de brazos.
-Haz lo que quieras, haz lo que quieras-dijo burlándose de mí-. Así no me ayudas.
-Oye no te burles de mí, ¿qué quieres que te diga? Es tu decisión, no la mía.
Me enfadé un poco con Samu. Yo le hubiese dicho que le dijera que no, pero era su decisión. Si fuese por mí me hubiese abalanzado sobre ella y le hubiese tirado de los pelos, pero no lo hice, no era lo más lógico. No hablamos en todo el camino, ni tan sólo nos miramos.

Esa tarde le dijo que sí. Fue como si me tirasen un ladrillo en la cabeza y me chafase entera. ¿Cómo podía salir con esa chica? Vale que es mucho más guapa que yo, ¡pero no tiene cerebro! No sabe ni lo que es 2+2… No entiendo cómo ha podido decirle que sí.


A partir de ese momento se fue distanciando de mí cada vez más por culpa de María. Ella le decía a Samu cosas horribles de mí, como que me liaba con el primer chico que veía, que era una guarra, etc., parecía que  estuviese explicando su propia vida en vez de la mía. Vale que María y yo, desde preescolar nos hemos llevado muy mal, pero no veía normal lo que me estaba haciendo. Él, como no, le hacía caso y se lo creía. Me enfadé tanto con él que ya ni le hablaba.

Me dolía verlo todos los días y no dirigirle la palabra. Ya sé que nunca habíamos sido pareja, pero me importaba más que nada en el mundo y no quería estar enfadada con él. Él había cambiado tanto… Todas esas tardes juntos se acabaron, ahora, ella le acompañaba a los entrenos con los niños, yo ya no existía para él, era pasado, algo que vino pero se fue. Lo echaba tanto de menos… Era mi mejor amigo y el no poder hablarle me mataba por dentro, ya no tenía ninguna razón por la que levantarme por las mañanas, al contrario, odiaba tener que levantarme para ir al instituto y encontrármelos besándose delante de mis narices. Y por las noches…Oh por las noches…Era el peor momento del día, eran los minutos más duros en los que pensaba en él y veía que todo se había acabado… Que nada volvería a ser como antes…

10 comentarios:

  1. Joder, como me encanta tu historia *__*
    Estoy deseando que subas ya el próximo capitulo! Me pasaré sin falta :D
    Besazos desde: http://memoriasdechloe.blogspot.com

    ResponderEliminar
  2. Me encanta encima me siento identificada por lo que te conte ,sigue escribiento asi de bien besos preciosa!! tekiero sisterr!!!

    ResponderEliminar
  3. Muchas gracias guapisima! Espero que el próximo también te guste :D

    ResponderEliminar
  4. proximo capitulo ya!! jejje
    un beso muy grende!
    te espero por aki!
    http://tequieroentrealgodones.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  5. Jajajaja Si si ya prontito lo pondré :D
    Besos!!

    ResponderEliminar
  6. me gusta muchisimo, escribes muy bieeen :D besooos (L)

    ResponderEliminar
  7. LeoPresumidaa me encantan tus historiaas (L)!
    Pero sobretodo este captulo en especial porq realmente me siento identificada del todo en la piel de la protagonista..., sufro lo mismoo...
    Sigue asii FELICIDADES por este bloog!
    Besoos ;)

    ResponderEliminar